Pronunciamiento Solidario En torno a la lucha de los Trabajadores Ex Braceros Mexicanos

Pronunciamiento Solidario

En torno a la lucha de los Trabajadores Ex Braceros Mexicanos

El XVII Congreso de la Federación Sindical Mundial (FSM), realizado en la ciudad de Durban, República de Sudáfrica, del 5 al 8 de octubre de 2016, con la participación de 1,150 delegados de 111 países, hace un enérgico llamado al Estado mexicano para que atienda satisfactoriamente el reclamo de justicia de los trabajadores Ex Braceros mexicanos que en el período de la Segunda Guerra Mundial y el de Postguerra (entre 1942 y 1964), con su trabajo en la producción a gran escala de alimentos y en la construcción de vías férreas para multiplicar la capacidad productiva de la economía de guerra estadounidense, hicieron una contribución importantísima para hacer posible el triunfo de los países aliados y la derrota del eje Nazi-Fascista.

No es admisible que, lejos de reconocer la heroica contribución de los ex braceros mexicanos a la historia mundial y a la de su patria, el gobierno mexicano, es decir, su propio gobierno, se haya atrevido a apropiarse ilegítimamente de sus fondos de ahorro, que representaban una buena parte del producto de su trabajo, de su sufrimiento en los Estados Unidos, y una esperanza para sus familias.

Muy en especial, hacemos un vehemente llamado a la Suprema Corte de Justicia de la Nación para que ratifique el sentido de la sentencia de amparo que fue dictada el pasado 29 de febrero por la jueza Paula María García Villegas Sánchez Cordero, titular del Juzgado Segundo en Materia Administrativa del Primer Circuito, en la cual se ordena al Ejecutivo Federal:

«Se emita un nuevo oficio, congruente, debidamente fundado y motivado, donde resuelva favorablemente respecto de la solicitud de pago de cantidades que por concepto de fondo de ahorro campesino, descuento semanal a razón de un 10% del salario de los quejosos, durante el tiempo que laboraron en los Estados Unidos de América, bajo el “Programa Bracero”, entre 1942 y 1964 (…); asimismo, deberán devolverles la cantidad de numerario que les corresponde de dicho fondo».

La resolución que ustedes, señores ministros de la SCJN, emitan en el caso, tiene que ser congruente con las garantías constitucionales y con los derechos humanos que su Carta Magna y el Derecho Internacional Humanitario establecen. En particular, debe ser respetuosa de la disposición prevista en el artículo quinto constitucional, que textualmente dice: «Nadie puede ser privado del producto de su trabajo…», así como de las disposiciones establecidas en la Convención Internacional sobre la Protección de los Derechos de todos los Trabajadores Migratorios y de sus Familiares, de la que México es país signante.

Por nuestra parte, los integrantes de la Federación Sindical Mundial en los cinco continentes seguiremos pendientes del asunto, dispuestos a apoyar a los compañeros ex braceros, en caso de ser necesario, para llevar la denuncia del caso a instancias y/o tribunales internacionales.

Comuníquese a la Suprema Corte de Justicia de la Nación de los Estados Unidos Mexicanos para su conocimiento.

Atentamente

Durban, República de Sudáfrica, 6 de octubre de 2016

XVII Congreso de la Federación Sindical Mundial

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s